La fiesta del Ficus

sábado, 15 de diciembre de 2007

Como ya os dijimos hace unos días, la Plataforma Salvem el Ficus de Benalúa organizó un acto festivo para celebrar que nuestro querido ficus centenario, definitivamente, se ha salvado. El patrimonio benaluense y alicantino pertenece a todos, y debe mantenerse a lo largo de los años para orgullo de las nuevas generaciones. Hoy hemos podido comprobar que algo está cambiando en Alicante, que no era una utopía ni un sueño inalcanzable; existe una conciencia alicantina, y aunque hayan transcurrido más de cien años desde la creación del barrio, el barrio de Benalúa sigue siendo diferente.

La Plataforma Salvem el Ficus, a la que este barrio, y la ciudad de Alicante, le debe agradecer todo su gran esfuerzo; la componen: Encarnación Quereda, Ana María Baeza, Isabel González, Rosa Benessiu, Cristina Civallero y Elvira Montes.
Gracias a todas, seguro que dentro de 100 años esta foto se verá de un modo muy especial, igual que hoy vemos fotos de los inicios del barrio, de "Los Diez Amigos" y de toda la gente que ha luchado por Benalúa. Vosotros sois los héroes.

El mundo vegetal es realmente fascinante, a la vez que dramático. Son seres vivos, que nos ayudan a alimentarnos, a respirar, a convivir con ellos; y sin embargo, no pueden moverse, gritar, llorar, o pelear, econtrándose indefensos ante la agresión humana. Hoy, tratando de participar en el acto de su homenaje, el ficus se mostraba radiante, y hasta nos regalaba nuevos brotes en señal de agradecimiento por haberle ayudado. Una dulce mañana soleada nos ha acompañado en la fiesta más importante que ha recibido nuestro vecino.


Una mañana en la que había mucho que decir y contar a los alicantinos. Palabras de mayores, de
jóvenes y de niños, de encuentros y alegrías, y sobre todo, de satisfacción por sentir la sensación de contemplarnos realizados y con el deber cumplido. Se podía conjuntar el centro social y el centro de salud con el ficus, y sólo había que replanteárselo. Hemos podido charlar con los asistentes a la fiesta en plena picaeta y las múltiples conversaciones estaban repletas de anécdotas y curiosidades del ficus, del barrio, de las hogueras, de la iglesia... de nuestra Alicante del alma.

Los niños son el futuro de la ciudad, y el mejor patrimonio que podemos dejarles es mostrarles la imagen de un barrio unido celebrando la permanencia del ficus, para que ellos, que ya se saben las próximas generaciones, quieran a su ciudad tanto como la queremos nosotros. Ellos son los que, a partir de ahora, quedarán como guardianes y custodios del patrimonio benaluense. (Mirad las camisetas porque hay estampados por delante y por detrás)




Las personalidades que han asistido al acto, de izquierda a derecha: Manuel Alcaraz, representantes de Izquierda Unida, Etelvina Andreu y la Síndic de Greuges Emilia Caballero.


Las pancartas de la primera manifestación al lado de las nuevas pancartas, los pósters, las fotocopias, los dibujos, las pinturas, los escritos, las imágenes, las fotografías y las palabras. Esas son todas las armas de las que se han valido
los alicantinos para posibilitar este momento.




Sobre las mesas había disponible, por un lado, todos los recortes de prensa que, desde el año 2006, han hecho referencia al ficus; por otro, las alegaciones presentadas; y, por último, el expediente del Síndic de Greuges, para que cualquier persona que ha asistido esta mañana pudiera consultar toda la información disponible. Al lado de imágenes del árbol, también se encontraba la imagen del famoso ficus de Les Corts, en Valencia, a quien nuestro vecino nunca ha tenido nada que envidiar, a pesar de no haber gozado de tanto reconocimiento... hasta ahora.








La foto que siempre quisimos mostrar desde que empezamos a hablaros del ficus en el blog de Benalúa se ha convertido en el momento que nunca olvidaremos. EL GRAN ABRAZO, LA UNIÓN DEL BARRIO CON EL FICUS. Mientras se escuchaban los primeros compases de la manta al coll interpretada a dolçaina i tabalet, todos los presentes recorrían el ficus de la mano en una perfecta comunión con el árbol; los jóvenes, los niños y los mayores, abrazados en torno al ficus y cantando juntos, han conseguido uno de los momentos más emotivos de la mañana. Benalúa retoma la magia que siempre le ha caracterizado y se engrandece a cada paso.









No podíamos desear un mejor final para todo el acto. El ficus se ha salvado y seguirá viviendo a nuestro lado, viéndonos caminar cada día. No era sólo un árbol. Significaba mucho más para nosotros. Desde el blog de Benalúa queremos dar las gracias a todos los que habéis hecho esto posible.
A todos los que os hemos conocido y reconocido
hoy y con quienes estamos continuando esta aventura,
porque conseguís que sigamos escribiendo cada día con más ilusión,

muchísimas gracias.
Ernes y Rubén



¿Y tú, te animas a ponerle un nombre?


Especialmente dedicado a los lectores más avezados (como ElKiko y Alacant, a quienes hemos tenido el placer de conocer hoy):
¿Encuentras las 7 Diferencias?

Enviar este artículo por email Etiquetas: ,

8 comentarios:

eRNeS dijo...

No quería alargarlo más para que no resultase pesado. Quizás es mejor disponer de los comentarios para expresar nuestros puntos de vista. Aunque siempre podemos meter más datos entre fotos. Por cierto, tu cámara es una joya!!!
(Y más adelante contaré a los lectores que hoy he podido comprobar que Rubén es un todo terreno!!!)

Daniel dijo...

Mis felicitaciones más sinceras a todo el barrio de Benalúa por seguir siendo un ejemplo para todo Aliante y a los benaluenses por saber mantener su identidad y sus raíces.

¡Felicidades!

Jesús dijo...

pues enhorabuena por conseguirlo, ahora a esperar que el barrio tenga sus dotaciones necesarias y a disfrutar del ficus por muchos años mas, abierto a la gente y con una plaquita donde el arbol de las gracias a los vecinos por mantenerlo en su lugar.

Rubén dijo...

realmente lo más emocionante de todo es que parece que por una vez,los vecinos hayan ganado contra la infamia del ayuntamiento. Se ha abierto la puerta. El poder de los vecinos es más fuerte que la estupidez de Alperi y Castedo juntas (que no es poco) y este tipo de celebraciones tienen que empezar a repetirse en todos los barrios.
Ernes, artículo perfecto, pero lo del todoterreno es un misterio...

eRNeS dijo...

Genial el comienzo del artículo en LAVERDAD:
"El ficus de Benalúa ya no es un árbol monumental, digno de ser apreciado y disfrutado bajo sus ramas, sino que ha pasado a ser un símbolo del barrio y tal vez de algo más, de la lucha ciudadana."

(Ayer fui capaz de ver a Rubén, hablando con unos y otros, conseguir teléfonos y citas para próxima reuniones, al tiempo que realizó todas las fotos que estáis viendo. Es un fuera de serie)

Anónimo dijo...

las 7 diferencias: en los pisos primeros hay dos señores de rojo subiendo y no se han dado vds cuenta.
Es broma: enhorabuena por todo y adelante, si gente tan entusiasta gobernara en nuestra ciudad otra cosa seria.

Elkiko dijo...

Lo que ya se ha dicho: enhorabuena y un placer haberos conocido. Y no os olvideís de las palmeras (que aunque tengamos muchas más por toda la ciudad, también son dignas de protegerse).
La lástima es que se tengan que gastar esfuerzos en salvar cosas que debería de estar fuera de toda duda que no se deben tocar. Tanto el patrimonio arquitectónico como el arbóreo, no son cosas que sobren en nuestra ciudad y tanto los elegidos por el pueblo, como el mismo pueblo, tendríamos que tenerlo presente.
Lo peor de todo es que hay una multitud de casos en que se elimina uno y otro por pura tontería y me explico: yendo hacia Benalúa, pasé por Catedrático Soler y en las dos primeras manzanas, había dos filas de grandes árboles (no me acuerdo si eran acacias o jacarandas) que se plantaron hace 30 años, cuando se urbanizó la zona. Aunque se podría haber proyectado de otra forma, la fila más cercana a la calzada, sí que tiene justificación (por el proyecto) de ser eliminada, pero la segunda no entiendo aún porqué puñetas se talaron, no hay aparcamiento debajo (o eso me pareció apreciar) y se han plantado unos arbolitos (aligustres creo) que van a tardar en dar sombra un montón de años.Seguramente sería más fácil trabajar (y más económico) sin el "estorbo vegetal", pero lo que yo digo: la empresa privada está para ganar dinero a cosata de lo que sea, pero el Ayuntamiento no, debe de trabajar por nosotros y eso es lo que no es aceptable, que se nos quiten cosas y nos atropellen sin que quién nos tiene que defender haga nada.
P.D. : igual ha pasado junto al Perpétuo Socorro, con otro parking del Sr. Ortiz.

Miguel dijo...

Enhorabuena, me alegro mucho de que finalmente se haya salvado el ficus. Por una vez, los políticos han hecho caso al pueblo...

Escribir comentario con antiguo editor.
Volver arriba