Viviendas Originales de Benalúa (07) Plaza de Navarro Rodrigo 3-5-15-16

sábado, 1 de septiembre de 2007

Si logramos trasladarnos en el tiempo y concebir el estado en que se creó Benalúa, podremos comprender la verdadera importancia y magnitud de la Plaza de Navarro Rodrigo.
Alicante apenas era una ciudad que iba desde el Benacantil hasta la plaza de Calvo Sotelo, y una distancia tan grande como la propia ciudad, en la que no había nada más que un erial y algún campo de cultivo, separaba el nuevo barrio de Benalúa del núcleo urbano.
Este nuevo asentamiento surgido de la nada requería de un centro cívico, un punto de encuentro para la reunión social y para fomentar los vínculos entre sus habitantes, y éste fue la placeta.

En ella se dispusieron las viviendas más cotizadas, con las mejores vistas (aunque aquellas que miraban al mar tampoco se quedaban cortas...) y el mejor ambiente.
Lógicamente, el paso del tiempo no ha hecho sino revalorizar este lugar, y los nuevos edificios han sido auténticos depredadores de las antiguas casitas, dejando actualmente estas que nos ocupan ahora como únicas supervivientes.

En el tramo de la Calle Arquitecto Guardiola están las número 15 y 16 (sí, par e impar juntas, ya que sólo hay una acera edificada!!).
Aunque ha habido suerte y no han caído bajo la pala excavadora, han tenido que sucumbir ante el voraz mercado para albergar unos comercios en sus plantas bajas.

Este es el número 15, donde está la conocida Autoescuela Benalúa. Es una vivienda original que ha sufrido una importante modificación en la parte superior, ubicándose un balcón en las ventanas laterales y cerrándose el vuelo del balcón central inicial con un paramento de ladrillo. A pesar de la alteración, convive bastante bien con la vivienda de al lado, aunque cuando se observa esta casa desde la plaza, un desagradable brillo metálico delata en su tejado una mala intervención para arreglar goteras: han impermeabilizado desde el exterior con una lámina protegida con aluminio, ocultando las tejas y dejando a la vista la lámina plateada.

Detalle del vuelo cerrado.

Balcón lateral.

La autoescuela ha aprovechado la entrada ancha, habilitada para la entrada de vehículos y carruajes antiguamente (qué ironía!!), para ubicar su acceso.

Esta es la vivienda del número 16, donde en el bajo se ha instalado una inmobiliaria (paradojas de la vida...). Por el despiece de la fachada y su cromatismo, se puede considerar una de las más bellas de las que hemos analizado.

Detalle del balcón, sobre la barandilla original, se ha incorporado un macetero, que le aporta mucha alegría a la fachada.

Las persianas exteriores y el colorido del remate superior le dan mucha vitalidad a la casa.

La inmobiliaria ha mantenido el hueco central como escaparate, y ha modificado el hueco de la ventana lateral para crear el acceso a la tienda.


En el otro lado de la plaza tenemos otras dos viviendas: los números 3 y 5 del tramo de la Calle Pérez Medina. Se trata de dos edificios originales, pero con su imagen muy alterada.

El número 3 está ocupado en su parte baja por una panadería muy popular: La Tahona. El edificio conserva el hueco central de la planta baja como acceso a la panadería, y los laterales para subir al piso superior. Sin embargo, la parte superior se ha desvirtuado totalmente: la fachada se ha alisado, se han cerrado las ventanas hasta reducir a la mitad su tamaño, se ha cerrado el vuelo del balcón, se han instalado toldos retráctiles...
El único valor destacable son las molduras de apoyo del balcón, pero en un conjunto como este, no pasan de mera anécdota.

El cartel, los cables, el aire acondicionado, persianas, toldos... la imagen del edificio se ha transformado totalmente.
En la parte baja el acceso a la panadería nos invita a entrar y degustar sus productos, pero nada más recuerda al edificio original...

Los apoyos del voladizo son el único detalle que resalta de una fachada tan austera.

El número 5 es un total despropósito en lo que a conservación se refiere. La tristeza de la fachada no la puede mitigar ni el azul de la tienda de submarinismo ni los colores de los productos quese exponen en su escaparate del hueco central.
Los huecos del primer piso se han reducido en altura para encajar un registro de persiana interior, y se ha alterado la proporción de huecos, creando una fachada enfoscada desoladora.

La silueta del hueco original se puede intuir en el cambio de color del mortero de la fachada sobre las ventanas actuales, así como en las grietas que han surgido atestiguando el hueco inicial que allí hubo.

Puedes ver en nuestro mapa de Panoramio las viviendas números 3, 5, 15 y 16.

Enviar este artículo por email Etiquetas: , , ,

6 comentarios:

Rubén dijo...

Aquí planteo yo una duda:
los portales que dan a la plaza tienen una numeración que arranca en ella misma, con lo que me planteo si sus direcciones son Arquitecto Guardiola y Pérez Medina, o si en la zona de la plaza, la calle se transforma en "Plaza Navarro Rodrigo", se inicia una nueva numeración, y después continúa la calle cuando acaba la plaza.

eRNeS dijo...

Hay detalles que escapan a la vista del peatón habitual. No son susceptibles de ser apreciados a menos que alguien se lo explique o pueda sugerirlos como tú lo haces, compañero. Vas a ser un estupendo arquitecto.

Creo que la numeración nunca es Plaza de Naverro Rodrigo, sino Pérez Medina o Guardiola. Y, como bien señalas, cuando acaba la plaza vuelve la ubicación de pares e impares de ambas calles.

Rubén dijo...

entonces... cómo explicamos que los primeros números de Pérez Medina estén en la plaza y no en el principio de la calle en la Avenida de Aguilera???

eRNeS dijo...

¿Y a partir de Aguilera qué numeración hay?

Juan dijo...

Imagino que estan en la plaza porque esta mas cerca del ayuntamiento.

Saludos!

Rubén dijo...

Confirmado el asunto de la numeración en primera persona: las casas que rodean a la plaza tienen una numeración aparte de portales. Es decir, las calles Pardo Gimeno, Foglietti, Pérez Medina y Arquitecto Guardiola "saltan" cuando tocan a la plaza y continúan cuando la pasan. La numeración de la Plaza Navarro Rodrigo es correlativa (par-impar-par-impar...) y empieza en la esquina de la carnicería (Pérez Medina con Pardo Gimeno) en sentido de las agujas del reloj.
Por tanto, "Plaza Navarro Rodrigo" es una dirección postal más del barrio!

Escribir comentario con antiguo editor.
Volver arriba